Una organización criminal de trata de personas con fines de explotación sexual que estaba integrada por una familia originaria de Tenancingo, Tlaxcala, fue desarticulada por elementos de la Fiscalía General de la República (FGR).

En el operativo fueron detenidas tres personas identificadas como Juan Carlos “G”, encargado de “enamorar” a las víctimas, convencerlas de ser sus novias y llevarlas hasta este municipio, así como sus padres Miguel “G” y Sara “F”, quienes eran responsables de recibir a las víctimas y obligarlas a prostituirse.

De acuerdo con la investigación del Ministerio Público Federal, los sospechosos enganchaban a sus víctimas con engaños para sacarlas de su lugar de residencia, llevándolas a Tenancingo.

Las convencían de que fueran parejas sentimentales de Juan Carlos, quien posteriormente, junto con sus padres y otros familiares, las obligaban a prostituirse en las ciudades de México y Puebla, para después continuar la explotación sexual en Nueva York y otros lugares de Estados Unidos.

Las mujeres eran amenazadas con que les causarían daño a sus familias si dejaban la prostitución, en tanto que si quedaban embarazadas eran obligadas a practicarse un aborto, según se desprende de la indagatoria.

Luego de una serie de investigaciones, la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO), solicitó y obtuvo órdenes de aprehensión contra los tres sospechosos, quienes fueron capturados sin uso de la fuerza ni afectación a terceros.

bgpa